Hoy es el día. Es hoy y no otro. El día Internacional de la Mujer Trabajadora es el 8 de marzo y esto lo escribo en el mismo momento en el que mi madre sale de casa para ir a su lugar de trabajo. Y lo escribo yo que soy hombre y estoy desempleado (que no parado). Es hoy y hay que celebrarlo. O no. Porque mañana no será el día pero las mujeres seguirán saliendo a trabajar y ayer también lo hicieron.

No hay nada que celebrar cuando se celebra un día. Las fechas internacionales están para recordarnos las injusticias del mundo en el que vivimos. Y hay tantas que hay días casi a diario, porque en este mundo sufren lesiones de derechos las mujeres, los homosexuales, las personas dependientes, las víctimas del terrorismo, los exiliados, los refugiados… Tantos colectivos, tantas personas sufriendo, que casi no quedan días para reivindicar que queremos un mundo más justo.

No es hoy cuando hay que acordarse de las mujeres. Es hoy y mañana y también lo fue ayer. Os dejo una canción de Andrés Calamaro para que la escuchéis siempre que queráis y os acordéis de la mujer, cualquiera que sea la que a cada uno le guste pensar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s